z

Diccionario de la Música en el Paraguay

Pellegrini Nicolino

Violinista y Director de Orquesta


Nació en Viggiano, Potenza, Italia en 1873. Estudió a los cuatro años violín en Ginebra, Suiza y a los nueve años ya ofreció conciertos en París. En 1886 viajó a  la India y dos años después al Brasil, donde fijó residencia en Porto Alegre. Llegó al Paraguay en 1893. Su labor en el país constituyó uno de los más valiosos aportes para la creación y consolidación de instituciones musicales, así como para la formación de músicos. Desarrolló las más variadas actividades, desde profesor de violín en 1893, afinador de piano a partir de 1895, hasta fundador de la Academia de Música Santa Cecilia de Asunción, miembro fundador y director del Departamento Música del Instituto Paraguayo y fundador de la Banda de Músicos de la Policía de la Capital en 1912, agrupación que dirigió hasta su muerte. Se le debe además, una de las mejores reconstrucciones del Himno Nacional. Su figura dominó la vida musical de la capital,  a comienzos del siglo XX. Actuaba a veces como director de orquesta, otras como violinista o violoncelista. Luego del estreno de una de sus obras, la prensa comentó su labor de la siguiente manera (1913) «Nicolino Pellegrini, el veterano del arte musical, fue uno de los pocos que ha sabido sondear el alma de la música popular paraguaya, extrayendo de los fondos de su folklorismo, aquella preciosa joya Tierra Guaraní». Pellegrini fue a su vez maestro de la más importante generación de músicos del Paraguay como: Agustín Barrios Mangoré, José Asunción Flores, Mauricio Cardozo Ocampo y otros. Entre sus creaciones figuran: La zarzuela Tierra guaraní (1913) con textos de Fermín Domínguez, Capricho paraguayo, sobre motivos populares para banda (1913), Habanera para orquesta, Capricho fantástico para orquesta, La defensa de Makallé, Aux morts pour la patrie para coro (1916), marcha del Club guaraní, Ya somos tres, y otras. Falleció en Asunción en 1933.

VOLVER ATRÁS